La hidroterapia de colon es la limpieza del colon o intestino grueso mediante la introducción de agua filtrada a una presión y temperatura controladas. El tratamiento tiene un gran efecto general de desintoxicación y tonificación del organismo. Es altamente eficaz en patologías como estreñimiento, diarréas, flatulencias y colon irritable entre otras muchas enfermedades propias del intestino grueso.

Hidroterapia de Colon CHIP Wellness

Hidroterapia de Colon, Sistema

El sistema de hidroterapia de colon, es un procedimiento moderno y completo para limpiar el colon de restos, sin utilizar medicamentos ni agentes químicos. Al utilizar un enema clásico (sea completo o sea llamado micro enema) se limpia únicamente la parte mas cercana al recto, el procedimiento en ocasiones puede deshidratar a la persona y el efecto se mantiene por un tiempo muy corto, en cambio con el sistema de hidroterapia de colon, se limpia todo el colon, su efecto se mantiene por un tiempo prolongado y la persona se mantiene bien hidratada. Es un procedimiento eficaz y confortable.

Los equipos más vanguardistas funcionan a presiones muy bajas, utiliza mangueras y tubos desechables. Nunca mezcla agua limpia con agua sucia, tiene los filtros desinfectantes mecánicos y electrónicos que garantizan una máxima seguridad y limpieza. La hidroterapia del colon elimina con eficacia las heces estancadas y acumuladas en pliegues y los productos de putrefacción en las paredes intestinales que pueden acumularse la mayoría de veces hasta por 25 años. Este proceso de depuración natural permite la eliminación de aquellos síntomas relacionados directa o indirectamente con las patologías del colon.

Más información en teléfono  951 137 229, o a través de la sección CONTACTO.

Hospital CHIP Wellness

Opción Actual, Procedente de USA

La medicina clásica ha realizado tratamientos mediante enemas del intestino grueso. La hidroterapia de colon es una opción actual, procedente de USA, donde desde hace años ha acreditado su eficacia de limpieza y sanación del intestino. Su necesidad se basa en el hecho de que prácticamente no existe ya persona alguna con función intestinal en perfectas condiciones. La mayoría de las personas padecen una composición alterada de las bacterias intestinales, esto es: disbiosis, de ello resultan procesos digestivos deficientes, con formación de sustancias toxicas y residuos. En un nuevo proceso se produce el auto envenenamiento del cuerpo y la autointoxicación.

Las consecuencias de ello son perdida de vitalidad, cansancio, depresiones, falta de concentración, agresividad y estados de ansiedad, infecciones, reuma, poliaritis, hipertonía, afecciones cutáneas, migrañas, alergias y otras dolencia son enfermedades que en la actualidad se atribuyen a un mal funcionamiento del intestino.

La buena salud es el resultado de respirar adecuadamente, hacer ejercicio y en gran medida se debe a la calidad del alimento que comemos así como de la asimilación de los nutrientes, y del estado de nuestros sistemas de eliminación de desechos que con mucha frecuencia funcionan mal.

Más información en teléfono  951 137 229, o a través de la sección CONTACTO.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar